blogger counters

viernes, 30 de junio de 2017

Entrevista a Alfonso Ferrer sobre "Los fantasmas de la Candelaria"



Después de tres largos años de intenso trabajo de investigación, documentación, etc ha visto la luz la obra "Los fantasmas de La Candelaria", de Alfonso Ferrer y Alfredo Moreno, editado por 2.0 Books. Una intensa y ardua recopilación de testimonios de profesionales de la medicina, que de una u otra manera confiesan haber tenido un encuentro con lo insólito en un lugar en concreto.

Hoy, En la búsqueda, tenemos el placer de tener a Alfonso Ferrer, co-autor de este estudio, que nos hablará un poco más sobre qué podemos encontrar entre las hojas de “Los fantasmas de La Candelaria”


Gracias ante todo, Alfonso, por prestarte a este pequeño cuestionario y gracias, sobre todo, por la labor que llevas haciendo desde hace años como verdadero buscador de respuestas. Primera, y obvia, pregunta, ¿cómo surge la idea del libro y del tándem que conformas con Alfredo Moreno?

Gracias ti, Jose, por interesarte por este trabajo. La idea surge en el verano de 2012 cuando, en una reunión, Alfredo me traslada que tiene varias historias sobre fenómenos extraños en hospitales de Tenerife y que sería interesante volcarlas en un libro. Casualmente, al cabo de unos meses, me llegaron a través de una fuente independiente, otra serie de testimonios sobre apariciones, habitaciones secretas, experiencias cercanas a la muerte, etc, también en las mismas instalaciones. Ya no me quedaba duda de que nuestro destino durante los siguientes meses (años realmente) era el de llevar a cabo una investigación con entrevistas para publicar nuestro ensayo.



En el periódico canario La Opinión de Tenerife, en su edición del 26 de Abril del 2017, leíamos el siguiente titular: “Un libro asegura que hay fantasmas en el Hospital de la Candelaria”, lógicamente se refería a vuestro libro, ¿tal afirmación es real y hay pruebas suficientes y fehacientes para dicha afirmación?

El titular realmente fue un juego simpático del redactor de La Opinión que publicó esa nota. No, no hemos encontrado pruebas de que existan fantasmas en el Hospital de Nuestra Señora de Candelaria, ni de que haya vida después de la muerte. Sí nos hemos encontrado con una cantidad abrumadora de relatos de personas que creen sinceramente haber sido testigos de algo extraordinario. Son, en la mayoría de los casos, enfermeros y médicos, y sus experiencias son muy potentes. Esa circunstancia ya de por sí justificaba el trabajo. Que de esos testimonios se puede deducir que existe una realidad transcendente en estos hospitales ya corresponde al lector. El objetivo ya se habrá alcanzado si logramos un ejercicio de reflexión por su parte.


                                         Alfredo Moreno, Alfonso Ferrer y Francisco Javier Castro


A grandes, y resumidos, trazos, ¿qué puede encontrar el lector que se acerque a vuestra obra?

Se encontrará con testimonios que le harán replantearse que, en determinados lugares, puedan suceder hechos realmente misteriosos. Son los propios testigos los que nos cuentan estas cosas a través de entrevistas directas. Será el lector el que pueda palpar sin tapujos la perplejidad, en muchos casos el miedo, de quienes se han encontrado con experiencias que parecen absurdas. En el Hospital de La Candelaria hemos investigado grabación de psicofonías, apariciones de seres humanoides y anomalías eléctricas. En el Hospital del Tórax, observación de personas fallecidas, experiencias cercanas a la muerte y testimonios de personas que saben cuándo van a morir.



Las instalaciones de un lugar de estas características suelen ser de grandes dimensiones, pero hay siempre puntos, en cuanto a anomalías se refiere, más proclives a que se den hechos inexplicables, ¿ahí ocurre en puntos diferentes de los pasillos, en la habitación 307, en la 29...?

Eso que apuntas es muy curioso. Que los fenómenos se concentren en algunos lugares concretos, y no en otros, ya debe poner sobre la pista al investigador de que algo raro está sucediendo. En la habitación 29 del área de Cuidados Paliativos del Hospital del Tórax hemos descubierto que hasta 30 personas, según nos cuentan los responsables de este departamento, han visto la figura de un hombre con sombrero aparecer por la puerta, un hombre al que no conocen de nada y que en la mayoría de las ocasiones parece desvanecerse. ¡Esto lo han visto unas 30 personas que no se conocen de nada! Y ha ocurrido en los últimos cinco años.

En la planta 40 del Tórax (la última) también ocurría algo muy curioso en una de las habitaciones, y es que cualquier enfermo que entrara por esa puerta empeoraba considerablemente, según nos han contado los enfermeros. Hasta que un día se descubrió que había un falso tabique en esa estancia que daba a una habitación secreta. Y ahí lo dejo, por si los lectores quieren indagar un poco más en esta curiosísima historia.




En vuestro periplo investigativo, con el contacto directo con las personas que han ejercido medicina en el Hospital de La Candelaria había notado, y así lo hacéis constar en el libro, que muchos de ellos tenían sus propias creencias, no solamente con el caso, sino personales, ¿en qué puede influenciar todo eso a la hora de ver con una óptica u otra lo que allí presuntamente acontece?


Me imagino que las creencias determinan mucho la interpretación de un acontecimiento aparentemente extraño. Pero sí ha sido curioso comprobar cómo médicos y enfermeros, personas con una sólida formación académica, tienen sus propias creencias. Y en las distancias cortas no tienen reparos en trasladártelo. Me he encontrado con algunos que hablan de ideas budistas, cristianas, espíritas y paranormales, sin que ello quiera decir que sean profesionales menos competentes, ni mucho menos. Es más, estas creencias en muchas ocasiones les proveen de recursos que no se estudian en la universidad, y que les ayudan a afrontar situaciones diarias en las que se está entre la vida a la muerte. No es nada extraordinario que un enfermero te cuente que a los enfermos que están en fase agónica a los cuales les cuesta morir les diga que "vayan hacia la luz". Una forma de tranquilizar al paciente, supongo, y de facilitar ese último tránsito.


Al ser un hospital donde hay una sección para enfermos paliativos, como en tantos otros centros médicos, el paso de la vida a la muerte está muy presente y eso afecta al paciente, pero también a los propios facultativos y enfermeros/as que los tratan, ¿algo destacable en vuestra investigación sobre dicho punto?


Si te digo la verdad, cuando me interné por primera vez el área de Paliativos del Tórax (iba a entrevistar al director de esta planta) esperaba encontrarme con un lugar lúgubre y lleno de sufrimiento, pero lo que vi fue una estancia diáfana en la que se respiraba una especie de paz casi espiritual. Y en parte, esto hay que decirlo, es debido a la enorme profesionalidad del personal que trabaja aquí. Hacen todo lo posible para que el paciente que viene a pasar sus últimos días sufra lo menos posible. Suelo decir que este libro, en parte está dedicado a ellos, porque con su ejemplo diario de lucha contra la enfermedad y la muerte se convierten en auténticos héroes.




¿En qué punto se encuentra tu, vuestra, investigación en el Hospital de la Candelaria y cómo ha repercutido en la misma la publicación de “Los Fantasmas de la Candelaria”?

El libro está teniendo un recorrido excelente. Salió al mercado en noviembre del año pasado y ya debemos estar agotando la segunda edición. Realmente ha gustado mucho. Y no me extraña. Al ser un escenario local, hablamos de cosas que se cuentan en lugares por los que la mayoría de los lectores han pasado o pasarán.

La investigación sigue abierta. Y como suele ocurrir con este tipo de cosas, tras el pequeño sismo que ha supuesto la publicación, han surgido más historias. Es como si salieran de debajo de las piedras. En las firmas que hemos organizado hemos podido constatar que gran parte de los interesados en el libro es personal de hospitales, que muchas veces se hacen con él por un mero interés histórico o anecdótico, y en otras ocasiones, porque tienen una abierta inclinación hacia este tipo de historias sobrenaturales.

Hemos recogido más de una decena de testimonios, en las últimas semanas, que hablan de apariciones fantasmales y fenómenos pre mortem que casi darían para una segunda parte.

    Alfonso Ferrer, co-autor de "Los fantasmas de la Candelaria"


Hay una pregunta que no puede faltar en ninguna entrevista de ELB, y lógicamente tú no ibas a ser la excepción. Libre eres, eso sí, de contestarla o no, aunque nos encantaría que lo hicieses. La pregunta es, ¿has tenido, en lo personal, algún tipo de encuentro con lo insólito?. Y de ser positiva tu respuesta, ¿puedes compartirlo con nosotros?

En mi caso, fui testigo, en 2011, de una serie de luces anómalas en el cielo nocturno del sur de Tenerife, como si fuese una flotilla de ovnis. Y más que en mi caso, en mi entorno cercano, se ha dado algún episodio de telequinesis al que aún le sido buscando explicación y alguna foto extraordinaria de un ovni.



Aunque uno está en la otra punta del país siempre procuro estar al tanto de la gente que mueve el misterio en Canarias y siempre estoy, por eso mismo, informado de lo que vas haciendo, ¿me puedes adelantar, y por extensión a todos los buscadores, en qué proyectos andas metido?

Ahora mismo, sigo investigando. Recopilo historias silenciosamente, y acudo mucho a hemerotecas. Tengo planeado algún libro, pero no será de forma inmediata, y seguramente tenga algo que ver con ovnis, el tema que me llevó a esto que llamamos mundo del misterio.



Uno está metido en esto de los medios, sobre todo, para conocer casos, personas que se acerquen a mí en los distintos puntos donde divulgo para contarme sus experiencias, ¿qué tienen que hacer las personas que quieran hacer lo propio contigo?, ¿cómo ponerse en contacto contigo? Y lógicamente, ¿cómo conseguir “Los fantasmas de La Candelaria” de 2.0 Books, que publicas junto a Alfredo Moreno


Un gustazo haberte tenido en los medios de ELB y espero poder tenerte pronto, en la próxima temporada, comentándonos sobre tu libro y tus investigaciones, que son muchas e interesantes. Gracias por todo, Alfonso.

Quien quiera ponerse en contacto conmigo puede hacerlo a través de mi dirección de correo electrónico: alfonferrer@yahoo.es

"Los fantasmas de La Candelaria" se distribuye solo en Canarias, pero no habrá problema en pedirlo a través de internet a alguna de las librerías que operan en las islas, Agapea, por ejemplo. O bien poniéndose en contacto con la propia editorial (2.0 Books).

Gracias a ti, José. Un abrazo.

lunes, 26 de junio de 2017

En la búsqueda (P.121) Especial Fin de Temporada. Creepypastas

Nuevos programas del espacio radiofónico En la búsqueda (ELB), donde el protagonista del misterio es el testigo de los casos y sus experiencias con lo insólito, paranormal, ufológico y extraordinario.




Sumario ELB Programa número 121


Especial Fin de Temporada dedicado en exclusiva a la temática creepypasta con la intervención de:

* Juan Antonio Amezcua


* Anaïs Madera

* Marisol Roldán

* Carlos Largo


* Joaquín Abenza

* María José Garnández

* Juan Gómez

* Patricia Hervías
* Josep Guijarro

* Teo Rodríguez

* Javier Arries

* Ada García





Si queréis compartir vuestra vivencia con el resto de buscadores podéis utilizar las vías de comunicación el programa. Vuestras experiencias nos interesan y sobre todo que sepáis que no estáis solos...




En la búsqueda está presentado y dirigido por Yolanda García y José Antonio Roldán




Vías de comunicación con el programa:


Web: http://www.enlabusquedaradio.com

E-mail: contacto@enlabusquedaradio.com

Twitter: @enlabusqueda1 @yolandagarme @jarsroldan

Facebook: https://www.facebook.com/enlabusquedaradio

Archivo sonoro en ivoox: http://www.ivoox.com/podcast-en-la-busqueda_sq_f137855_1.html

iTunes: https://itunes.apple.com/es/podcast/en-la-busqueda/id524971473?mt=2

Youtube: http://www.youtube.com/canalelb


domingo, 25 de junio de 2017

Entrevista a José Gregorio González sobre su libro "Piensa en positivo. Vive en positivo"



En la entrevista de En la búsqueda de hoy tenemos la gran suerte de contar con todo un buscador, con multitud de facetas y una trayectoria espectacular en los medios de comunicación y en el estudio de los temas de frontera. Nos visita nada más y nada menos que José Gregorio González, escritor y conductor del exitoso programa radiofónico Crónicas de San Borondón. Con este canario de pro vamos a hablar de diferentes temas, pero sobre todo de su última obra literaria "Piensa en positivo. Vive en positivo" de la editorial Luciérnaga.
 


La primera pregunta es obvia, ¿cómo surge la idea de este libro que según reza en el subtítulo son “Herramientas para cultivar el bienestar físico y emocional?

Pues no te engaño si te digo que surgió espontáneamente, sin buscarlo. Tras una serie de reportajes elaborados para Año Cero, en un contexto personal muy particular y favorable a la propia filosofía que se respira en el libro, se planteó la idea desde la editorial y simplemente fluyó. Era esencial que pudiera escribir un libro personal y que fuese divertida su elaboración, factores que se dieron, pero sobretodo que resultará útil al potencial lector. Así lo concebí y ahora toca saber sí realmente lo he conseguido. Un producto así, siendo honesto, sólo podía hacerlo combinando lo cotidiano y vivencial en unos capítulos, con la aproximación periodística en otros.



Uno está acostumbrado a leer artículos tuyos, libros, a escucharte hablar sobre temas de misterio y sorprende, agradablemente, verte profundizar en otras temáticas, ¿es un cambio definitivo o irás alternando misterio y obras de otro tipo?

El misterio lo llevo en vena, así que hay José Gregorio en ese campo por mucho tiempo. En cartera tengo infinidad de casos y asuntos, que esperan su momento, temas que logran entusiasmarme y son una motivación profesional y personal de manera permanente. Me apasiona el misterio, me seducen los acertijos, la manera en la que te invitan a formarte y aprender más para intentar comprender…así pues, entenderás que estos temas no son un pasatiempo ni un escenario oportunista para buscar hueco, sino que forman parte de mi vida. Sin embargo también he de decirte que la experiencia de Piensa en Positivo Vive en Positivo me ha permitido dar salida a temas relacionados con la salud y la mejora personal que siempre han tenido un lugar y presencia en mi labor periodística, y que por supuesto en algunos casos, también los he vivenciado personalmente. ¿Futuros libros? Es muy posible, pero será cuestión de aplicarnos el cuento y fluir...



https://cronicasdesanborondon.es/


En este mundo que nos ha tocado vivir, con todo lo que tenemos alrededor, ¿cómo se puede llegar a pensar en positivo?...

Esa es una decisión que está a nuestro alcance por encima de las circunstancias adversas, que con frecuencia nos vienen impuestas. El cómo nos las tomamos y gestionamos, la forma en la que metabólizamos el escenario grisáceo que parece predominar en el día a día a nivel social, el mantener y alimentar relaciones toxicas en lo personal y profesional, etc….es algo en lo que podemos intervenir conscientemente. Tenemos tendencia a pensar, valorar y proyectar en negativo, pero podemos invertir esa tendencia, simplemente tomando conciencia de ello, buscándole la luz a las cosas, una lectura alternativa. No se trata de negar la realidad, de ir de luminoso y cándido, sino de manejar esas situaciones en encausarla en positivo, aunque ello signifique tomar decisiones en apariencia “negativas”, como decir “no” cuando es necesario, depurar relaciones, plantarnos, etc…. Ese primer paso, darnos cuenta de cómo estamos escorados hacia el pesimismo y la toxicidad emocional y mental, empieza a corregir el rumbo. Es más sencillo de lo que parece. Cada pensamiento negativo lo contrarrestamos con uno positivo, cada rostro mosqueado que nos tropecemos lo combatimos con una sonrisa, cada mal gesto y exabrupto lo compensamos con un buen gesto…



Nos hablas en tu obra de técnicas que resultan muy efectivas para llegar a un desarrollo personal pleno, en muchos aspectos, ¿son aplicables a todo el mundo?

Creo que todas son aplicables a todo el mundo, pero cada una tiene su momento. El libro tiene una lógica en ese sentido, empezamos por el templo físico, nuestro cuerpo; pasamos al hogar y espacio vital-laboral; nos metemos en la manera en la que cultivamos y sanamos nuestras emociones y la manera en la que las gestionamos; después pasamos a currar de forma más concreta lo mental e intelectual; y finalmente me permito invitar al lector a jugar un poco con los mágico, sabedor de que la aventura a esa altura del libro no implica ningún riesgo. Piensa en Positivo Vive en Positivo es un viaje por etapas, de complejidad variable. Técnicas como la Programación Neolingüística o el Eneagrama de la Personalidad requieren de cierto recorrido previo, de tener meridianamente claras algunas inquietudes y sentir como algo inaplazable la necesidad de cambio, de mejora y superación personal y/o profesional.



En la introducción, no se si para atraer nuestra atención o porque debía de ser así, pero comienzas con “un atracón de chocolate”...tú quieres que seamos positivos y comienzas con una tentación máxima...


Obvio¡¡¡¡ El chocolate de calidad, en proporciones adecuadas de cacao, es saludable, estimulante, eleva nuestro ánimo y despierta nuestra mente. Es un excelente acompañante de nuestro camino hacia el bienestar. Además, cómo indiqué antes, el libro tenía que escribirlo desde el humor, fluyendo, con toques desinhibidos, desdramatizando…así pues, lo del chocolate se puede equiparar a las páginas dedicadas al sexo, a los abrazos, al poder de la risa, a los masajes…cosas sabrosas que nos hacen sentir bien y con las que podemos hacer sentir bien a los demás.



https://cronicasdesanborondon.es/


Comienzas el primer capítulo de la siguiente manera: “Tenemos que cuida nuestro templo físico y mantenerlo en las mejores condiciones posibles. Lo necesitamos en buen estado para ser felices, para experimentar y sentir, para aprender, para relacionarnos e interactuar con el mundo en el que vivimos”...a lo que yo te pregunto, ¿eso no roza la utopía?. Vivimos en una sociedad donde el “aquí” y el “ahora” nos dirige, los hábitos de comida, de vida en general, no son lo más recomendables, etc. Pese a todos esos obstáculos de nuestra cotidianidad, ¿se puede conseguir lo que propones?


¿De verdad hay otra respuesta que no sea un SI rotundo? Estoy convencido, no es una utopia, es un reto complejo, lleno de trampas, pero ese reto que invito al lector a que asuma de forma escalonada y serena, no se puede convertir en una obsesión. Alimentarnos bien, de forma equilibrada y sana, no es algo inalcanzable ni algo caro. Mi propuesta es desdramatizar este asunto, hacerlo poco a poco, introduciendo pequeños cambios, que no implique sacrificios inasumibles que nos perturben. Solo tenemos que mostrar un poco de resistencia y rebeldía ante un modo de vida que nos invita constantemente a comer de forma insana, a malnutrirnos. Preparar nuestro pequeño huerto urbano en el balcón, comprar productos de proximidad en le mercado, usar aceite de oliva, desterrar al máximo posible azúcar y harinas refinadas, darme más presencia a las verduras y frutas…Poco a poco. En cuanto veamos que mejora nuestra vitalidad, que descansamos mejor, que desaparecen molestias gástricas, que tenemos mayor lucidez y un mejor humor…en cuanto veamos eso, asumiremos retos mayores en nuestra alimentación.


Pasamos de nuestro templo físico a nuestra fortaleza, nuestro hogar. En el capítulo dos nos propones cómo intentar encontrar una casa saludable, ¿es fácil?

Es fácil, pero no cómodo. Realmente hay que tomar en cuenta un puñado de cosas, pero hay que llevarlas a la práctica y eso, a veces, altera nuestras rutinas. Reubicar la disposición de muebles, tomar en cuenta el desenchufar aparatos eléctricos, moderar el uso tan generalizado de dispositivos móviles, o sustituir ciertos materiales puede suponer cierto grado de trastorno, transitorio y asumible, pero trastorno. La buena noticia es que con cuatro cambios sencillos obtendremos resultados inmediatos, comprobar como nuestro descanso y humor mejoran, como repunta nuestra salud y vitalidad, etc...



https://www.planetadelibros.com/editorial/ediciones-luciernaga/72


En los capítulos 3, 4 y 5 hablas de algo que debería ser habitual en nuestra existencia, pero que cada vez se va haciendo menos habitual. La gente se suele abrazar menos, por ejemplo. Para sintonizar con el bienestar nos das una serie de pautas que están ahí y que deberían ser parte de nuestro día a día pero no siempre sonreímos, no siempre tenemos tiempo para escuchar plácidamente la música que nos mueve, que nos motiva, que nos activa, no siempre gastamos tiempo en sencillamente estar con nuestra gente, con nuestras mascotas...¿cómo podemos volver a reconectar con todo eso, José Gregorio?

Mira, sencillamente invito al potencial lector a que se detenga un instante y piense en esa serie de cosas que nos gustan, nos alegran y elevan, que nos proporcionan disfrute, y que sin embargo las hemos ido abandonando, a las que les restamos tiempo y posponemos…Esos tres capítulos son cruciales, son de acción y efectos inmediatos, la mayoría de una sencillez extrema…por eso sorprende tanto que por regla general los sacrifiquemos. José, si reír es saludable y nos encanta, ¿por qué no hacerlo más?; si resulta que nos morimos por abrazar a una persona que queremos y que sabemos que está receptiva, ¿para qué frenarnos día tras día?; ¿qué demonios hacemos escuchando canciones tristes y deprimentes cuando estamos de bajona?, ¿acaso cuando tenemos una herida en el brazo metemos un cuchillo en ella y hurgamos para que duelan más? La ciencia nos dice que hay una serie de comportamientos que nos ponen en el camino de un mayor bienestar y felicidad…¿a qué esperamos para probar? Curiosamente respiramos fatal, y curiosamente hay culturas que llevan miles de años enseñándonos a respirar mejor, sanando y equilibrando nuestras emociones, optimizando nuestro rendimiento físico y cognitivo…¡respiremos mejor!


 


Apuntas también en tu obra cómo tomar las riendas y sacar partido de “estar presenten”. Nos animas a meditar, pero cómo podemos hacerlo. Yo, por ejemplo, soy una persona que está todo el día haciendo cosas y lo de meditar, por ejemplo, no hay manera que encuentre tiempo para solamente hacer eso. Siento que estoy perdiendo el tiempo, ¿cómo convencer a una persona con mi forma de ser?

Meditando no se pierde el tiempo, pero tenemos ideas muy clásicas de la meditación, que a mi también me resultan inasumibles por mi forma actual de ser y vivir. Ojalá todos fuésemos capaces de disciplinarnos para vivir las formas clásicas de meditación, pero no es así. Pescar es una forma de meditación, colorear mándalas es otra forma de hacerlo, algunas formas de manualidades como la alfarería te ponen en ese escenario meditativo…la idea es vencer la dispersión mental, la pérdida de energía, lo bucles de pensamientos recurrentes o el tsunami de cosas inundando nuestra conciencia. En este punto el Mindfulness ha sabido reinterpretar el tema de la meditación y generar técnicas que te permiten hacerlo mientras paseas, corres, cocinas, andas con el carrito de la compra, etc…Jose, ya no tienes –no tenemos- excusa¡¡¡¡






https://www.planetadelibros.com/editorial/ediciones-luciernaga/72

Nos hablas de las constalaciones familiares, de los eneagramas de la personalidad, de aprender a fluir...y lo haces de una manera tan sencilla y fácil que uno no entiendo cómo no se aplica más a nuestra cotidianidad, ¿por qué nos negamos a dejar fluir las cosas?...

Yo también me hago esa misma pregunta. Creo que vivimos tan ahogados, tan desbordados por el día a día, que nuestro atolondramiento no nos permite tomar conciencia de ese ritmo que llevamos, de cómo hacemos muchas cosas por inercia y rutina, casi de manera automatizada. Uno de los pocos aciertos que me atrevería a destacar de Piensa en Positivo Vive en Positivo es que, al margen de que sintonices y/o comprendas las técnicas, de principio a fin el libro es una invitación permanente a que mejores tu vida en algún aspecto, el que sea; ya sea en lo que comes, el tipo de tejidos y colores que vistes, en cómo tienes tu casa ubicada y decorada, el tipo de ocio que consumes, en la música que oyes…en lo que sea, de veas motivado para hacer algún cambio que mejore tu vida. Cambiar desde lo cotidiano es una aventura 100% beneficiosa. También pueden darse cambios vitales absolutos y bruscos, pero esa es otra historia.



Uno de los últimos capítulos lleva el sugerente título de “Reinicia el sistema”, ¿es vital hacerlo para poder llegar a vivir en positivo?

Anda…¿te diste cuenta de lo que ocurrió con ese capítulo? No te lo revelaré, pero el lector atento caerá en la cuenta de algo singular, que de ocurrir, no había un capítulo más idóneo. La Programación Neurolingüística, por si misma o como complemento de otros procesos, es una herramienta extraordinaria para pulirnos, para resetearnos y reescribir en clave positiva los programas erróneos que tenemos en nuestro sistema y que permanentemebte se ejecutan, la mayoría de las veces, fuera de nuestro control conciente. Somos nuestros principales boicoteadores. Tuve la fortuna de contar, también para éste capítulo, con la cooperación de una excelente profesional que me puso en la pista del poderoso potencial de la PNL. En todo caso, el libro en su conjunto te invita a eso, a reiniciar de la manera más beneficiosa posible en todos los ámbitos.


http://www.cronicassanborondon.com
 

Después de leer tu libro, de intentar pensar en positivo y sobre todo de “vivir en positivo”, me gustaría preguntarte algo relacionado con En la búsqueda. A todos los divulgadores, periodistas, investigadores, buscadores...les solemos hacer la misma pregunta. No es obligatorio contestarla, pero me encantaría saber si has tenido algún tipo de encuentro relacionado con lo desconocido, lo insólito, paranormal, ovni...

Pues poca cosa. En un libro anterior, Como realizar un viaje astral, conté mis pinitos en ese ámbito hace muchas décadas, y en Guía Mágica de Canarias, narré una curiosa vivencia en el Barranco de Badajoz, al escuchar surgiendo de la nada un melodía vocal, como gregoriana. Años después, en las ruinas de una “casa encantada” escuché junto a otras dos personas paso clarísimos a unos metros de nosotros, pasos en un sitio donde no había nadie, con total visibilidad. Poco más...


Quien quiera escucharte...cada semana podrá hacerlo en RTCV (Canarias Radio) los viernes y domingos a las 23:00 horas en “Crónicas de San Borondón” y quien quiera leerte puede hacerlo habitualmente en las revistas especializadas de misterio, en otro tipo de revistas, en diferentes periódicos, en la docena de libros ya publicados y, ¿dónde más puede conocer el buscador los trabajos presentes y futuros de José Gregorio González?

Bueno, la novedad es que hemos puesto en marcha una potente web www.cronicasdesanborondon.es que nos está permitiendo crear una actualizada hemeroteca y un concurrido punto de encuentro... 




http://www.cronicassanborondon.com


Un gustazo tenerte En la búsqueda y estar al tanto de tus evoluciones literarias, radiofónicas, televisivas y en tantos y tantos sitios. Esperamos poder contar próximamente contigo en el programa de radio y en futuros proyectos que llegarán en los próximos meses. Gracias por tu compañía en la búsqueda de respuestas, José Gregorio.

La gratitud es mía. Estoy seguro que nos confabularemos con el destino para que en el futuro podamos compartir con bastante más frecuencia nuestra búsqueda.

viernes, 23 de junio de 2017

Entrevista a Jesús Callejo sobre "Grandes Misterios de la Arqueología"

“Es un privilegio dejarse guiar por un cicerone con una mirada tan mágica como la de Jesús Callejo y adentrarse a su lado en arcanos de la Historia que, de otro modo, serían mudos o incluso hostiles”, enuncia el reconocido escritor y divulgador Javier Sierra en la portada del nuevo libro de Jesús Callejo, que lleva por título “Grandes Misterios de la Arqueología. Viajes al encuentro de lugares sagrados”, editado por La Esfera de los Libros (2017). Hoy tenemos la suerte de compartir unos minutos con el autor de este nuevo ensayo y de conocer un poco más del libro, pero sobre todo de su artífice, una de las mentes más plecaras que en España, y en todo el mundo, se dedica a desentrañar las interrogantes que nos rodean.  * Jesús, la primera pregunta, obvia y  lógica a la vez, es, ¿cómo surge la idea de realizar esta obra y qué podemos encontrar en ella?  Como suele pasar, la idea ya estaba latente. Surge porque llegó el momento oportuno. Tenía previsto hace tiempo contar mis peripecias por el ancho mundo (muchos de mis libros tienen que ver con lugares mágicos españoles) y La esfera de los Libros me dio la oportunidad de enfocar esos viajes en enclaves arqueológicos. Lo que podemos encontrar en este libro es el fruto de mis viajes y mi búsqueda de lugares sagrados favoritos desde hace más de 30 años. Hace tiempo me di cuenta que la mayoría de los grandes enclaves arqueológicos tienen tres aspectos fundamentales: el arquitectónico, el astronómico y su evidente dimensión espiritual.   * Tras la introducción “el arte de excavar” en el primer capítulo de esta extensa obra te centrar en el pasado, algo por otra parte lógico, y allí nos hablas de tecnologías que hoy consideraríamos punteras pero que están datadas milenios atrás en el tiempo, y también hablas de los pioneros de la arqueología, ¿realmente nos queda algo por “desenterrar” de nuestro pasado?, ¿qué porcentaje sabemos de cómo fue dicho pasado?   Realmente nos queda casi todo por desenterrar. Parece una afirmación exagerada, pero no es así. En algo que están de acuerdo los arqueólogos y los historiadores en general es que se ha excavado y descubierto una pequeña parte de todo lo que está escondido en las arenas de Egipto o en lo más oculto de las selvas del lejano Oriente o bajo las aguas del Pacífico. Tan sólo conocemos una pequeña parte de todas las culturas y civilizaciones que se desarrollaron en Asia Central o las que tuvieron un cénit y un colapso en África (la de Zimbabue sería una de ellas) o de las culturas precolombinas cuyo apogeo ocurrió antes de que llegaran los conquistadores europeos. Como suelo decir, lo mejor está aún por llevar y por excavar.  * Divides el resto de la obra por los continentes terrestres, ¿en todos ellos es posible encontrar vestigios de civilizaciones arcanas que al día de hoy nos puedan sorprender?  El continente europeo parece que está un poco más trillado, pero solo lo parece. Es verdad que hoy en día disponemos de técnicas muy sofisticadas para saber donde están los yacimientos arqueológicos (como la tecnología LIDAR) y que no hace falta ir con un péndulo, un pico y una pala para probar suerte. Sin ir más lejos, en España está aún por aflorar Tartessos, quizá la primera civilización de Occidente, o por desenterrar los restos de muchos de esos pueblos celtibéricos que poblaron la península antes de la llegada de los romanos o, ya puestos, de descifrar la escritura rongo-rongo de la isla de Pascua, los símbolos del disco de Phaistos  o el manuscrito Voynich. O las sorpresas que nos pueden deparar esos "ooparts" (objetos fuera de su tiempo) que están diseminados en las estanterías de numerosos museos. Como ves, necesitamos tener intacta nuestra capacidad de asombro.   * En qué continente hay, al menos para ti, más descubierto y en cuál más por descubrir  Hay mucho más descubierto en Europa por razones obvias pues se han destinado muchos más recursos humanos y tecnológicos para ello, y el que menos explorado desde mi punto de vista sería el continente insular de Oceanía, cuyas islas del Pacífico albergan todavía mil y un secretos arqueológicos de toda índole, por no hablar de la Antártida, el sexto continente, porque si algún día se derritieran los hielos nos podríamos encontrar con numerosas sorpresas, agradables y desagradables, que quizá nos obligaría a reescribir la historia, pero mejor que nunca se deshiele y todo permanezca en el misterio...  * La historia que se nos cuenta, ¿en qué porcentaje se puede asemejar a lo que realmente sucedió?. Te comento esto porque hoy, en nuestros días, ves tres telediarios diferentes hablando de una misma noticia y cada uno (a no ser que sean de la misma empresa) hablan cosas diferentes, por lo que si eso lo aplicamos a nuestro pasado más reciente y más lejano, ¿cómo ha podido afectar la faceta humana de adaptarlo todo a su conveniencia?  Cuando más profundizas en ciertos acontecimientos históricos más te das cuenta que lo que nos cuentan o lo que se ha escrito, no solo corresponde a la versión de los vencedores sino que además suele estar tergiversado porque no nos han llegado todos los datos. Es un hecho que se han ocultado o destruido pruebas y documentos de manera intencionada. A veces no interesa que se sepan muchas cosas del pasado. Eso es lo que hizo, por ejemplo, el emperador Qin Shi Huang cuando intentó borrar toda la historia de China anterior a él. Para ello, en los años finales de su gobierno, comenzó una persecución sistemática contra todos los intelectuales y los libros que recogían los saberes de la antigua China. Lo mismo hizo Pol Pot en Camboya en el siglo XX y no digamos con la destrucción sistemática de la Biblioteca de Alejandría. Todo eso hace que hoy en día tengamos muchas más teorías que certezas sobre el remoto pasado de la humanidad.  * A lo largo de tus viajes por el orbe terrestre has visitado muchos de los enclaves con misterio que expones en el libro. Cuando llegas allí, e incluso antes de partir, ¿cómo afrontar su estudio?, ¿te has llevado decepciones, o todo lo contrario, cuando has descubierto que se decía una cosa sobre un lugar, un objeto, etc y luego en nada se parecía?  Un consejo que doy a mis amigos y mis lectores es que visiten todos los lugares que puedan, tanto en España como del resto del mundo. Que vayan a esos enclaves naturales o construidos por genios anónimos que les han hecho soñar, que les han fascinado cuando han leído algo sobre ellos. Eso es lo que he intentado yo al buscar El Dorado en la laguna colombiana de Guatavita o al sobrevolar las pistas de Nazca o al bajar al hipogeo de Hal Saflieni en Malta o al penetrar en la ciudadela de Machu Picchu o al subir a la pirámide de Cobá en México. La sensación que tienes cuando estás allí es única e indescriptible. Una cosa es lo que uno sabe por la teoría y otra muy diferente son las vivencias, sentimientos y emociones personales, algo que nadie te puede contar, algo que tan sólo puedes vivirlo tú mismo.   * Apartándonos un poco de la temática de tu nueva obra, pero no del misterio en sí, a todas las personas que llegan a los diferentes medios de En la búsqueda le solemos hacer la misma pregunta y lógicamente, y más siendo tú, no íbamos a perder la oportunidad de hacértela a ti. Libre eres de responderla o no, aunque si lo haces te lo agradeceremos. ¿Has sido testigo/protagonista de algún tipo de encuentro con lo insólito?  Depende lo que entendamos por encuentro con lo insólito. No te tenido experiencias espectaculares con alienígenas cabezones ni con duendes patizambos ni con fantasmas de medio pelo, pero he protagonizado una de las psicofonías radiofónicas más famosas de España, he visto algún prodigio en Medjugorje y he vivido curiosas experiencias en el templo de Karnak …  * Por ser la editorial que es, La Esfera de los Libros, y por ser tú el autor, estamos ante un libro de muy buena distribucción y fácil de encontrar, por lo que más que preguntarte cómo hacernos con el libro me gustaría saber qué aporta tu obra que no lo hayan hecho otras de características similares  Lo que he intentado es que mi obra no sea una más de esas que hacen una recopilación de los grandes misterios arqueológicos. He querido huir de lo típico y de lo tópico por tres razones. La primera, porque la mayoría de los sitios que cito son lugares en los que yo he estado, en los que he compartido experiencias y anécdotas. En segundo lugar, porque he dejado de lado lugares de los que se ha hablado ya demasiado, como pueden ser la Atlántida o las pirámides de Egipto y, en tercer lugar, porque le he querido dar mi estilo propio y personal, directo, ameno y además añadiendo las últimas teorías que se han formulado sobre los diferentes sitios y lugares a los que hago referencia.  * Entre otras cosas eres licenciado en Derecho por la Universidad de Valladolid, como se diría antaño viajas más que el baúl de la Piquer, si hay un congreso de temas de frontera y no está Jesús Callejo dando una conferencia...es más una anomalía que otra cosa, es raro no ver alguno de tus artículos en diferentes revistas del sector misterios, y fuera de él, apareces en más programas de radio y televisión que los propios conductores y locutores de los programas...formas parte del equipo del exitoso programa radiofónico “La Escóbula de La Brújula”...casi da miedo preguntarte qué nuevos proyectos tienes en mente, pero voy a ser valiente y lo voy a hacer. ¿Qué de nuevo nos tiene preparado Jesús Callejo para próximas fechas, si se puede decir?  Siempre hay sueños que cumplir y proyectos por realizar. Es verdad que últimamente me prodigo bastante, pero es por mis ganas de divulgar, de dar a conocer aquello que a mí me ha entusiasmado y que a otros también les puede interesar. O eso creo al menos. En los próximos proyectos, como te podrás imaginar, hay más programas de radio, más libros, más artículos, más conferencias, más viajes y más misterios por investigar y desvelar. Pero todo en su momento. Mientras haya ilusión y tiempo, mientras el cuerpo aguante seguiré con mi labor porque creo que estamos en este mundo para aprender y experimentar. Todas las oportunidades que te de la vida para ello son buenas.   Como siempre un gustazo enorme compartir un poco de tiempo hablando de los enigmas que nos rodean. Esperamos tenerte de vuelta pronta en el formato radiofónico de En la búsqueda y te seguiremos viendo, escuchando y leyendo en tus diferentes obras e intervenciones. Muchísimas gracias por estar siempre ahí y por demostrarnos que se puede divulgar misterios de la forma educativa, didáctiva y amable que tú lo haces. Gracias, Jesús


“Es un privilegio dejarse guiar por un cicerone con una mirada tan mágica como la de Jesús Callejo y adentrarse a su lado en arcanos de la Historia que, de otro modo, serían mudos o incluso hostiles”, enuncia el reconocido escritor y divulgador Javier Sierra en la portada del nuevo libro de Jesús Callejo, que lleva por título “Grandes Misterios de la Arqueología. Viajes al encuentro de lugares sagrados”, editado por La Esfera de los Libros (2017).

Hoy tenemos la suerte de compartir unos minutos con el autor de este nuevo ensayo y de conocer un poco más del libro, pero sobre todo de su artífice, una de las mentes más plecaras que en España, y en todo el mundo, se dedica a desentrañar las interrogantes que nos rodean.




http://www.esferalibros.com/libro/grandes-misterios-de-la-arqueologia/

 Jesús, la primera pregunta, obvia y lógica a la vez, es, ¿cómo surge la idea de realizar esta obra y qué podemos encontrar en ella?



Como suele pasar, la idea ya estaba latente. Surge porque llegó el momento oportuno. Tenía previsto hace tiempo contar mis peripecias por el ancho mundo (muchos de mis libros tienen que ver con lugares mágicos españoles) y La Esfera de los Libros me dio la oportunidad de enfocar esos viajes en enclaves arqueológicos. Lo que podemos encontrar en este libro es el fruto de mis viajes y mi búsqueda de lugares sagrados favoritos desde hace más de 30 años. Hace tiempo me di cuenta que la mayoría de los grandes enclaves arqueológicos tienen tres aspectos fundamentales: el arquitectónico, el astronómico y su evidente dimensión espiritual.






Tras la introducción “el arte de excavar” en el primer capítulo de esta extensa obra te centrar en el pasado, algo por otra parte lógico, y allí nos hablas de tecnologías que hoy consideraríamos punteras pero que están datadas milenios atrás en el tiempo, y también hablas de los pioneros de la arqueología, ¿realmente nos queda algo por “desenterrar” de nuestro pasado?, ¿qué porcentaje sabemos de cómo fue dicho pasado?


Realmente nos queda casi todo por desenterrar. Parece una afirmación exagerada, pero no es así. En algo que están de acuerdo los arqueólogos y los historiadores en general es que se ha excavado y descubierto una pequeña parte de todo lo que está escondido en las arenas de Egipto o en lo más oculto de las selvas del lejano Oriente o bajo las aguas del Pacífico. Tan sólo conocemos una pequeña parte de todas las culturas y civilizaciones que se desarrollaron en Asia Central o las que tuvieron un cénit y un colapso en África (la de Zimbabue sería una de ellas) o de las culturas precolombinas cuyo apogeo ocurrió antes de que llegaran los conquistadores europeos. Como suelo decir, lo mejor está aún por llevar y por excavar.




https://twitter.com/jcallejo007



Divides el resto de la obra por los continentes terrestres, ¿en todos ellos es posible encontrar vestigios de civilizaciones arcanas que al día de hoy nos puedan sorprender?


El continente europeo parece que está un poco más trillado, pero solo lo parece. Es verdad que hoy en día disponemos de técnicas muy sofisticadas para saber donde están los yacimientos arqueológicos (como la tecnología LIDAR) y que no hace falta ir con un péndulo, un pico y una pala para probar suerte. Sin ir más lejos, en España está aún por aflorar Tartessos, quizá la primera civilización de Occidente, o por desenterrar los restos de muchos de esos pueblos celtibéricos que poblaron la península antes de la llegada de los romanos o, ya puestos, de descifrar la escritura rongo-rongo de la isla de Pascua, los símbolos del disco de Phaistos o el manuscrito Voynich. O las sorpresas que nos pueden deparar esos "ooparts" (objetos fuera de su tiempo) que están diseminados en las estanterías de numerosos museos. Como ves, necesitamos tener intacta nuestra capacidad de asombro.






En qué continente hay, al menos para ti, más descubierto y en cuál más por descubrir


Hay mucho más descubierto en Europa por razones obvias pues se han destinado muchos más recursos humanos y tecnológicos para ello, y el que menos explorado desde mi punto de vista sería el continente insular de Oceanía, cuyas islas del Pacífico albergan todavía mil y un secretos arqueológicos de toda índole, por no hablar de la Antártida, el sexto continente, porque si algún día se derritieran los hielos nos podríamos encontrar con numerosas sorpresas, agradables y desagradables, que quizá nos obligaría a reescribir la historia, pero mejor que nunca se deshiele y todo permanezca en el misterio....






La historia que se nos cuenta, ¿en qué porcentaje se puede asemejar a lo que realmente sucedió?. Te comento esto porque hoy, en nuestros días, ves tres telediarios diferentes hablando de una misma noticia y cada uno (a no ser que sean de la misma empresa) hablan cosas diferentes, por lo que si eso lo aplicamos a nuestro pasado más reciente y más lejano, ¿cómo ha podido afectar la faceta humana de adaptarlo todo a su conveniencia?


Cuando más profundizas en ciertos acontecimientos históricos más te das cuenta que lo que nos cuentan o lo que se ha escrito, no solo corresponde a la versión de los vencedores sino que además suele estar tergiversado porque no nos han llegado todos los datos. Es un hecho que se han ocultado o destruido pruebas y documentos de manera intencionada. A veces no interesa que se sepan muchas cosas del pasado. Eso es lo que hizo, por ejemplo, el emperador Qin Shi Huang cuando intentó borrar toda la historia de China anterior a él. Para ello, en los años finales de su gobierno, comenzó una persecución sistemática contra todos los intelectuales y los libros que recogían los saberes de la antigua China. Lo mismo hizo Pol Pot en Camboya en el siglo XX y no digamos con la destrucción sistemática de la Biblioteca de Alejandría. Todo eso hace que hoy en día tengamos muchas más teorías que certezas sobre el remoto pasado de la humanidad.




https://twitter.com/jcallejo007



A lo largo de tus viajes por el orbe terrestre has visitado muchos de los enclaves con misterio que expones en el libro. Cuando llegas allí, e incluso antes de partir, ¿cómo afrontar su estudio?, ¿te has llevado decepciones, o todo lo contrario, cuando has descubierto que se decía una cosa sobre un lugar, un objeto, etc y luego en nada se parecía?


Un consejo que doy a mis amigos y mis lectores es que visiten todos los lugares que puedan, tanto en España como del resto del mundo. Que vayan a esos enclaves naturales o construidos por genios anónimos que les han hecho soñar, que les han fascinado cuando han leído algo sobre ellos. Eso es lo que he intentado yo al buscar El Dorado en la laguna colombiana de Guatavita o al sobrevolar las pistas de Nazca o al bajar al hipogeo de Hal Saflieni en Malta o al penetrar en la ciudadela de Machu Picchu o al subir a la pirámide de Cobá en México. La sensación que tienes cuando estás allí es única e indescriptible. Una cosa es lo que uno sabe por la teoría y otra muy diferente son las vivencias, sentimientos y emociones personales, algo que nadie te puede contar, algo que tan sólo puedes vivirlo tú mismo.


https://twitter.com/jcallejo007


Apartándonos un poco de la temática de tu nueva obra, pero no del misterio en sí, a todas las personas que llegan a los diferentes medios de En la búsqueda le solemos hacer la misma pregunta y lógicamente, y más siendo tú, no íbamos a perder la oportunidad de hacértela a ti. Libre eres de responderla o no, aunque si lo haces te lo agradeceremos. ¿Has sido testigo/protagonista de algún tipo de encuentro con lo insólito?



Depende lo que entendamos por encuentro con lo insólito. No te tenido experiencias espectaculares con alienígenas cabezones ni con duendes patizambos ni con fantasmas de medio pelo, pero he protagonizado una de las psicofonías radiofónicas más famosas de España, he visto algún prodigio en Medjugorje y he vivido curiosas experiencias en el templo de Karnak… 





Por ser la editorial que es, La Esfera de los Libros, y por ser tú el autor, estamos ante un libro de muy buena distribucción y fácil de encontrar, por lo que más que preguntarte cómo hacernos con el libro me gustaría saber qué aporta tu obra que no lo hayan hecho otras de características similares


Lo que he intentado es que mi obra no sea una más de esas que hacen una recopilación de los grandes misterios arqueológicos. He querido huir de lo típico y de lo tópico por tres razones. La primera, porque la mayoría de los sitios que cito son lugares en los que yo he estado, en los que he compartido experiencias y anécdotas. En segundo lugar, porque he dejado de lado lugares de los que se ha hablado ya demasiado, como pueden ser la Atlántida o las pirámides de Egipto y, en tercer lugar, porque le he querido dar mi estilo propio y personal, directo, ameno y además añadiendo las últimas teorías que se han formulado sobre los diferentes sitios y lugares a los que hago referencia.



https://twitter.com/jcallejo007


Entre otras cosas eres licenciado en Derecho por la Universidad de Valladolid, como se diría antaño viajas más que el baúl de la Piquer, si hay un congreso de temas de frontera y no está Jesús Callejo dando una conferencia...es más una anomalía que otra cosa, es raro no ver alguno de tus artículos en diferentes revistas del sector misterios, y fuera de él, apareces en más programas de radio y televisión que los propios conductores y locutores de los programas...formas parte del equipo del exitoso programa radiofónico “La Escóbula de La Brújula”...casi da miedo preguntarte qué nuevos proyectos tienes en mente, pero voy a ser valiente y lo voy a hacer. ¿Qué de nuevo nos tiene preparado Jesús Callejo para próximas fechas, si se puede decir?



Siempre hay sueños que cumplir y proyectos por realizar. Es verdad que últimamente me prodigo bastante, pero es por mis ganas de divulgar, de dar a conocer aquello que a mí me ha entusiasmado y que a otros también les puede interesar. O eso creo al menos. En los próximos proyectos, como te podrás imaginar, hay más programas de radio, más libros, más artículos, más conferencias, más viajes y más misterios por investigar y desvelar. Pero todo en su momento. Mientras haya ilusión y tiempo, mientras el cuerpo aguante seguiré con mi labor porque creo que estamos en este mundo para aprender y experimentar. Todas las oportunidades que te de la vida para ello son buenas.






     "La Escóbula de la Brújula": David Sentinella, Jesús Callejo, Juan Ignacio Cuesta y Carlos Canales


Como siempre un gustazo enorme compartir un poco de tiempo hablando de los enigmas que nos rodean. Esperamos tenerte de vuelta pronta en el formato radiofónico de En la búsqueda y te seguiremos viendo, escuchando y leyendo en tus diferentes obras e intervenciones. Muchísimas gracias por estar siempre ahí y por demostrarnos que se puede divulgar misterios de la forma educativa, didáctiva y amable que tú lo haces. Gracias, Jesús

domingo, 18 de junio de 2017

Tanatorio de Ceuta. Tras la huella del misterio. Sorteo libro




Directo Facebook Life el pasado 17 de Junio del 2017, donde Yolanda García entrevistó a José Antonio Roldán para que hablara sobre el caso del Tanatorio de Ceuta, una de las investigaciones realizadas por Roldán y que expone en su libro Tras la Huella del Misterio, de la Editorial Círculo Rojo. Además se sorteó un ejemplar de dicho libro.

lunes, 12 de junio de 2017

En la búsqueda (P.120) Informe Montcada. Fenómenos extraños y psicofonías. Testigos insólito. Respuestas Más Allá

Nuevos programas del espacio radiofónico En la búsqueda (ELB), donde el protagonista del misterio es el testigo de los casos y sus experiencias con lo insólito, paranormal, ufológico y extraordinario.





Sumario ELB Programa número 120

* Entrevista a una testigo de lo insólito y desconocido

* Jorge Ríos, director y presentador del programa de radio Informe Enigma nos presenta una investigación realizada por él en la localidad catalana de Montcada i Reixac, donde se han captado parafonías, tanto por parte de los testigos (de los cuales escucharemos su testimonio) y de Jorge Ríos y su acompañante.

*Sección "Respuestas del Más Allá", donde Yolanda García lee los testimonios enviados








Si queréis compartir vuestra vivencia con el resto de buscadores podéis utilizar las vías de comunicación el programa. Vuestras experiencias nos interesan y sobre todo que sepáis que no estáis solos...







En la búsqueda está presentado y dirigido por Yolanda García y José Antonio Roldán




Vías de comunicación con el programa:


Web: http://www.enlabusquedaradio.com

E-mail: contacto@enlabusquedaradio.com

Twitter: @enlabusqueda1 @yolandagarme @jarsroldan

Facebook: https://www.facebook.com/enlabusquedaradio

Archivo sonoro en ivoox: http://www.ivoox.com/podcast-en-la-busqueda_sq_f137855_1.html

iTunes: https://itunes.apple.com/es/podcast/en-la-busqueda/id524971473?mt=2

Youtube: http://www.youtube.com/canalelb



sábado, 10 de junio de 2017

Entrevista a José Manuel Morales sobre su libro "Templarios"



Tras llevarnos de su mano por los Enigmas y misterios de Córdoba e informarnos de las casas encantadas de su tierra a través de "Casas encantadas de Córdoba" ahora el divulgador y escritor cordobés José Manuel Morales nos sorprende sobre un interesante ensayo titulado "Templarios" publicado recientemente por Ediciones Luciérnaga. En la búsqueda no podíamos dejar la oportunidad de entrevistarlo para que nos comente de su nueva obra y sus futuros proyectos.





Los que estamos metidos activamente en la búsqueda de respuestas solemos tocar “varios palos”, diferentes temas en los que vemos interconexiones y similitudes y en tu caso pienso que eso será lo que te ha llevado a publicar “Templarios” con la editorial Luciérnaga, ¿es así?

Como tú bien dices, el misterio abarca temáticas muy variadas. Nuestra historia se encuentra plagada de enigmas, y los templarios son el nexo de unión perfecto para temas tan fascinantes como el Arca de la Alianza, el Santo Grial, la Sábana Santa, los mensajes cifrados de las catedrales góticas o las inquietantes vírgenes negras.


Con el título ya dejas bien claro de qué trata el libro y no hay cabida a especulaciones. Pero, ¿qué podemos encontrar, en concreto, en tu ensayo?


He tratado de alejarme del libro clásico sobre templarios y ofrecer, tanto al lector avezado en el tema como al que se inicia ahora, una aventura diferente. Templarios es un ensayo que se lee como una novela, en el que el lector se unirá a un viaje de más de ocho mil kilómetros tras las huellas de estos enigmáticos caballeros. Juntos, descifraremos códigos, desempolvaremos viejos libros, recorreremos caminos sinuosos y visitaremos fortalezas míticas.


La historia del Temple, de los templarios, ¿es tal como se suele contar o se ha mitificado demasiado su figura?

Ten en cuenta José Antonio que la orden fue declarada herética, y la Iglesia hizo desaparecer gran parte de la documentación existente sobre ellos. Eso ha dejado una serie de lagunas históricas que muchos novelistas han aprovechado para lucubrar sobre su figura, lo que ha alargado su sombra y disparado la fantasía. Pero, a pesar de que algunos misterios hayan sido exagerados, el Temple guarda aún inquietantes enigmas por revelar.




En uno de los capítulos describes detalladamente cómo vivía un templario, ¿en qué se puede diferenciar o asemejar a aquellas personas que hoy dicen ser descendientes de la Orden del Temple?

Respecto al modo de vida, en nada. Debemos tener en cuenta que los templarios de los siglos XII y XIII eran fanáticos religiosos que entregaban la vida por su dios. Realizaban voto de obediencia, pobreza y castidad. Una persona que vive en la actualidad en Occidente, con todas las comodidades del mundo moderno, no se puede comparar con un templario. Lo único que quizás sí que hayan heredado algunas organizaciones discretas sea el uso de su simbología, y de algunos de los rituales que practicaron en secreto.


Las catedrales del gótico, aparte de su belleza y de su estética, no estaban hechas porque sí. Todo en su construcción tenía una motivación, ¿qué misterios nos han llegado hasta nuestros días?

Aunque gran parte de la iconografía original se ha perdido, algunos de sus misterios han sobrevivido hasta la actualidad. En el libro analizo los enigmas de la catedral de Chartres y de Notre-Dame, iconos del gótico francés. Y en España, hago lo propio con templos tan populares como los de Burgos o León, y otros menos conocidos como El Burgo de Osma. Todos ellos contienen cantidad de símbolos escondidos que, si los miramos con los ojos adecuados, nos darán gran cantidad de información sobre cómo pensaban los templarios.



Rennes-le-Château suele estar presente en las revistas de misterio, programas, etc... pero su historia, la de Bérenger Saunière, se nos presenta con muchas luces y sombras y lo expones en el libro...

Es increíble como un pueblecito cuyo censo no llega ni a los cien habitantes ha podido dar lugar a una historia tan fascinante. A mí personalmente me dejó maravillado el ambiente de intriga y misterio que aún hoy se respira cuando se pasea por allí de noche. Historias de curas que profanan tumbas, tesoros escondidos, asesinatos rituales… está claro que este es uno de esos lugares donde la realidad supera con creces la ficción.


Otros temas que tratas en “Templarios” y ya de por sí darían para decenas de libros es la búsqueda del Santo Grial, el secreto de las vírgenes negras ibéricas, la copa de la Última Cena... cómo has abordado el estudio de dichos temas, parte de los cuales podemos ver en el libro.
Los he abordado a la antigua usanza, como los periodistas de antes: mochila al hombro, cámara de fotos al cuello y cuaderno de campo en la mano. Tal y como relato en el libro, primero me documenté a fondo. Y luego, acudí a los lugares para comprobar si lo que había leído era real. Preguntando a los vecinos, a los conservadores, a los párrocos… examinando de cerca cada símbolo, cada figura, cada templo, descubrí que algunos autores habían cometido errores, y otros habían mentido. Por eso, casi la mitad de lugares que visité luego no me sirvieron para el ensayo. En el libro he incluido sólo aquellas historias que considero veraces.



Para aquellos que nos gusta ir a los lugares de misterio y en este caso lugares históricos, enclaves con muchos enigmas encerrados en sus paredes, apuntas varios de ellos que has visitado, relacionados con los templarios, ¿cómo le dirías a los buscadores que afrontaran la visita de dichos enclaves?

Con mente amplia y los ojos muy abiertos, atendiendo a todos los detalles, desde los más visibles (que a veces ocultan dobles lecturas) hasta los más imperceptibles. Tomando el teleobjetivo de la cámara y observando al milímetro sus fachadas. Rastreando los capiteles de las columnas, los canecillos, las gárgolas… la sensación de descubrir el significado oculto de un símbolo que ha estado ahí durante siglos es indescriptible.


A los divulgadores, escritores, periodistas, investigadores, etc. que traemos a En la búsqueda siempre le hacemos la misma pregunta y tú no vas a ser la excepción. Eres libre de contestar o no, lógicamente, pero me gustaría saber si has sido protagonista o no de un encuentro con lo insólito, y si es así si nos puedes comentar a grandes rasgos lo sucedido.


Hasta ahora sólo he sido capaz de captar algunas psicofonías, pero la cosa no ha pasado de ahí. Nunca he sido testigo de una aparición ni he podido presenciar un fenómeno paranormal en directo. Me gustaría, ya que yo también estoy aquí en busca de respuestas, y ser protagonista de un encuentro con lo insólito seguro que te disuelve muchas dudas. Pero aún no me ha llegado la hora.




Para finalizar, y si se puede saber, ¿nuevos proyectos en el horizonte?, ¿en qué andas metido?

En estos momentos tengo varios proyectos ilusionantes en el horizonte, pero antes de embarcarme de lleno en alguno de ellos, voy a esperar a ver la reacción de mis lectores ante la nueva obra. Al igual que tú, que consultas frecuentemente a tu audiencia por los temas que quiere que trates en tu maravilloso programa, yo también escucho la opinión de mi gente. Y serán ellos quienes me dirán si les ha gustado la nueva línea literaria que he tomado, ya sea en esos ratitos en los que conversamos después de las presentaciones o por las redes sociales. Si mis lectores quieren, seguiré escribiendo sobre enigmas históricos. Si no, buscaré otro tema de los muchos que me apasionan. Soy de los que piensan que el lector siempre tiene la razón.


Gracias por compartir con todos los buscadores parte de tu obra y de tu trabajo y de hacernos partícipes de qué podemos encontrar en tu nuevo libro “Templarios”. Nos seguimos encontrando en este camino de la búsqueda de respuestas, José Manuel. Hasta siempre.